Cooltura

Día Internacional para la Prevención del Suicidio

Por Yenifer Iglesias

La salud mental ha sido un tema importante para el bienestar de la sociedad, pero es innegable que durante la cuarentena se ha convertido en uno de los focos de atención de la ciudadanía, sobre todo en lo que se refiere a las ideas e intentos de suicidio.

El 10 de septiembre de cada año se celebra el Día Internacional para la Prevención del Suicidio, el cual siempre ha sido un desafío universal, pues cada vida representa a una persona importante para alguien, sea hijo, madre, amigo, etc. De acuerdo con la especialista Tejadilla Orozco, directora de Normatividad y Coordinación Institucional del Secretariado Técnico del Consejo Nacional de Salud Mental (STCONSAME), debido al confinamiento aumentó el número de solicitudes de apoyo por estrés, ansiedad, depresión, violencia y consumo de sustancias. Además, la Fundación ANAR, que trabaja con niños y adolescentes en riesgo, señala que las ideas e intentos de suicidio por parte de menores es uno de los problemas que más se ha incrementado, pasando del 1.9 % de media el último año a un 8.3 % durante el confinamiento. Lo que debemos entender es que la conducta suicida es el resultado de una serie de factores psicológicos, sociales, culturales, etc.

Bueno, hablemos de la incertidumbre que nos causa el futuro, de las personas que hemos perdido, del aislamiento que para algunos es una oportunidad de acercarse a la familia, pero para otros es más bien la ausencia de la misma, de los conflictos internos que atravesamos, de las horas de insomnio, la irritabilidad o el constante temor a contagiarnos. Todo lo anterior son factores de riesgo para la conducta suicida.

¿Qué podemos hacer?

  • Hablar. La comunicación es fundamental para evitar sentirnos solos, aprovechemos las maravillas de la tecnología para quedar con familiares o amigos y desahogarnos de todas esas presiones y temores que llevamos dentro.
  • Pedir ayuda. A veces hace falta la orientación de un profesional, como un psicólogo. Aceptarlo y acudir a uno puede ser el primer paso para sobrellevar la situación por la que atravesamos.
  • Y finalmente, informarnos. Existen muchos mitos sobre la conducta suicida, es importante que busquemos fuentes de información confiables que nos ayuden a comprender mejor todos los factores que influyen y cómo podemos prevenir y ayudar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *